El Voley Textil Santanderina reacciona pero cae en el tie break


FOTO: Remate de Gryuk / PEDRO BOLADO

La mala racha de resultados del Voley Textil Santanderina continúa en 2020, después de un duelo de alternativas ante el Arenal Emevé que los gallegos consiguieron llevarse por 2-3, después de que el equipo cántabro equilibrara un partido que se ponía muy complicado en su inicio.

Tras una primera toma de contacto con intercambio de puntos sin que ningún equipo lograra distanciarse, fue el Arenal Emevé el que en primera instancia se fue en el marcador, poniendo el 9-12 para obligar al primer tiempo muerto local, que surtió efecto ya que poco después el luminoso reflejaba el 15 iguales que mantenía la incertidumbre en ese primer parcial. Con un saque directo de uno de los grandes protagonistas del partido, el central Matthew Knigge, el marcador se situó en el 16-18, pero la entrada de Milan y Calzón como doble cambio colocador-opuesto resultó más que efectiva, ya que los saques del serbio cambiaron el marcador, con tres aces consecutivos para que el 20-18 reinara en el luminoso. En el momento decisivo de ese primer parcial hubo igualdad e intercambio de aciertos y errores, pero tras el 23-23 la entrada de Adrián García para realizar dos saques consecutivos sin buena respuesta de recepción local acabó por desequilibrar el parcial y situar el 23-25 que ponía en ventaja a los visitantes.

El equipo de Diego Taboada tuvo muy clara la fórmula para que el segundo parcial fuera muy diferente, aprovechando un momento de crisis de los locales para desequilibrar de forma definitiva el parcial. Del 0-3 se pasó al 2-8 para el primer tiempo muerto de José Ignacio Marcos, pero los cabezonenses se encontraban en shock y agotó su tiempos el entrenador local con el 4-13. Hubo un tímido intento de reacción de los de Cabezón de la Sal, con buenas acciones en la red de César López, un saque directo de Sunny y un bloqueo de Fernando Fernández, pero tras llegar el Voley Textil al 13-17 fue el técnico visitante el que llamó a los suyos para recordarles la línea a seguir. De nuevo el marcador se abrió de forma favorable para el Arenal Emevé, que cerró el parcial con un claro 17-25 que demuestra su superioridad en ese segundo set.

Era el momento de cambiar la dinámica para el Voley Textil Santanderina, porque el partido parecía ponerse muy difícil para sus intereses, así que José Ignacio Marcos dio confianza a Milan Jovanovic para encargarse de la dirección, junto a Marcos Blanco que debutó en el partido con muy buen pie, dejando la responsabilidad anotadora al opuesto Alex Gryuk, que se mostró muy acertado al remate. Aunque el Arenal Emevé Lugo consiguió marcharse en el marcador (5-10), el equipo local no perdió la cara al partido y mostró ese espíritu combativo que es una seña de identidad en la andadura del equipo en Superliga. Recuperar la identidad fue clave para volver a conectar con la afición, que creyó en el imposible al ver cómo la conexión entre Jovanovic y Gryuk funcionaba, mejorando en recepción y defensa con José Osado también muy inspirado en esa faceta.

El marcador se fue estrechando con un saque directo de Marcos Blanco y un largo punto que se apuntó el equipo local, volteando el marcador hasta el 12 iguales para que la emoción se instalara en el Matilde de la Torre. Hubo pelea, disputa, defensas buenas y miedo a fallar en ambos bandos, pero de nuevo Milan Jovanovic con dos saques directos consecutivos puso el 18-14 para ilusionar de nuevo a su afición. Rotó efectivos Taboada y el marcador de 20-14 alimentaba el optimismo local para prolongar el partido, pero Víctor Bouza apareció para estrechar con su saque el luminoso hasta el 22-21. Nada parece fácil en Cabezón de la Sal para los locales en esta campaña, pero entonces apareció Sunny y, sobre todo, Marcos Blanco, con un bloqueo y un gran remate que supuso el 25-22 para que el equipo soñara de nuevo con el triunfo.

En el cuarto set la igualdad resultó la nota predominante, porque el botín en juego parecía pesar a muchos de los protagonistas. Mejoró el bloqueo del Vole Textil Santanderina con Blanco y dos seguidas de Sunny Wu, para situar el 10-8, pero la igualdad se restabeció, siendo Alex Gryuk de nuevo el local más efectivo. Con el saque de Knigge el Arenal Emevé Lugo pareció poner una marcha más e hizo sufrir al Voley Textil Santanderina, poniendo el 18-22 para quedarse muy cerca de ganar el set y con él el partido, pero el equipo local se multiplicó en defensa para que Gryuk resolviera en su favor un largo punto que era el 21-22, equilibrando el parcial a 23 Jovanovic con un gran bloqueo. La grada del Matilde entraba en ebullición para tratar de llevar en volandas a los suyos al tie break. Le costó cerrar el parcial al Voley Textil Santanderina, pero finalmente lo logró con un 27-25 que desató la apoteosis entre equipo y afición.

Y llegó el tie break para dirimir el vencedor de un partido lleno de alternativas y emociones fuertes, y aquí fue mejor el Arenal Emevé Lugo, que supo aprovecharse de la ansiedad local por cambiar la racha y reencontrarse con el triunfo. Luis Martín reapareció con varios puntos clave para que su equipo fuera siempre con una renta de entre tres y cinco puntos, aunque el protagonista final fue el joven jugador Rubén López, con dos bloqueos consecutivos que significaron el triunfo visitante por 9-15 y los dos puntos que ponen rumbo a Lugo.

El Voley Textil Santanderina agarra un punto que parecía improbable mediado el tercer set, pero sigue viendo cómo se alarga su racha sin triunfos, con varios compromisos decisivos en las próximas jornadas para alejar una zona caliente de la clasificación que se comprime más cada semana.

VOLEY TEXTIL SANTANDERINA: Andy Rojas, Sunny Wu, Francisco Soteldo, César López, Fernando Fernández, Alex Gryuk y Chimo Bárcena (líbero) - equipo inicial - José Osado (líbero), Milan Jovanovic, Fran Calzón y Marcos Blanco.

ARENAL EMEVÉ: Víctor Bouza, Luís Linares, Luis Martín, José María Giménez, Matthew Knigge, Felipe de Mello y Mario Dovale (líbero) - equipo inicial - Adrián García, Unai Larrañaga (líbero), Rubén López y Pablo Villar.

SETS: 23-25, 17-25, 25-22, 27-25 y 9-15, en 2 horas y 21 minutos de partido.

ÁRBITROS: Rubén Sánchez y Daniel Gálvez.

PABELLÓN: Matilde de la Torre de Cabezón de la Sal, con más de 800 espectadores en la grada.

Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square